Soltera a los 40 – Compartimos historias de singles











{21/06/2015}   Matapasiones


He preparado un recopilatorio de frases y acciones matapasiones; es decir, aquellas cosas que son como baldes de agua fría en los primeros encuentros, dentro y fuera de la cama. Cualquier semejanza con hechos y personas reales no es mera coincidencia:

 En la primera cita:

–          estás en un bar o café, habéis tomado un cortado o un agua y llega la cuenta. Él propone pagar a medias, o lo que es peor, te pide que lo invites tú porque no lleva efectivo. Arrr

–          ¡de aspecto no está nada mal!; piensas con satisfacción agradecida por haber aceptado la cita a ciegas que tu amiga Pepa te coordinó. De pronto sonríe y tiene los dientes torcidos              y marrones. Auggh.

–          se pasa toda la velada hablándote de su ex; ¡y encima te muestra la foto de ella que lleva en la billetera! Noo.

–          se pasa toda la velada hablándote de sus 3 hijos pequeños; ¡que traviesos que son!

–          se pasa toda la velada hablándote de sus 3 hijos adolescentes; ¡están en una edad tan complicada!

–          en el otro extremo; nunca tuvo novia ni una relación estable. Danger!

–          le hacen mobbing en el trabajo, porque él nunca ha sido valorado como se merece, todos sus logros se los apropian otros, lo ningunean, le pagan mal, ni siquiera… bla, bla, bla.

–          el típico mono-temático; por ejemplo que es un apasionado del deporte y las actividades de riesgo; no tiene otro tema de conversación.

–          “eres simpática; pero no te vendría mal hacer deporte para mejorar tu aspecto”, plop.

–          no para de hablarte de su mejor amigo, con ojillos de carnero degollado; ¿habrá por ahí algo oculto que asumir?

–          eres la mujer de su vida, ya solo con verte…

–          todas las mujeres son malas.

–          su terapia con el psicólogo

–          la vida es una mierda

–          se emborracha

–          su hipoteca

–          la crisis.

En la cama:

–          calzoncillos de post-guerra; rotos o agujereados

–          calzoncillos grisáceos; ¿aquello que veo por ahí es una mancha?

–          al desvestirse se rasca las pelotas; ¡no podés!

–          se acuesta de espaldas con los brazos atrás de la nuca, esperando que tú lo hagas todo; ¡trabajá un poquito!

–          su habitación es un nido de ratas.

–          su habitación está llena de fotos de su ex.

–          “cariño, no hagamos mucho ruido que la habitación de mamá está al lado”.

–       y esta es la estrella (aunque no ocurrió en una primera cita): el galán se equivoca y en vez de vaselina te pone allá       abajo, una vaselina con anestésico que le dio por error la farmacéutica. Llegado un punto te preguntas preocupada: ¿tendré un grado de insensibilidad tal que no siento ni su lengua? Pero todo se aclara cuando él levanta su carita de asombro para informarte que se le ha dormido la lengua. Noooooooo.

Por Raffaella Carrà

Anuncios


agujero negroEstimadas amigas y amigos, ¿alguna vez se han percatado de este curioso fenómeno?

Recomiendo escuchar esta música de fondo mientras lees este inquietante post.

Se trata de la desaparición repentina y sin explicación, de individuos del sexo masculino, tanto feos como guapos (aunque estos últimos en mayor medida); en general mayores de 30 o 35 años, valga decir que cuanto más viejos peores los efectos… 

Los síntomas previos a esta peculiar “desaparición” o “abducción”, llamemos lo así; suelen ser “relaciones” sentimentales y/o sexuales llevadas a cabo por la víctima, tras un breve o largo proceso de seducción hacia el otro sujeto, a saber: una mujer en busca de una relación estable.

Debatiendo con diversas expertas en la materia, hemos tratado de encontrar una explicación lógica y razonable a este fenómeno cada día más habitual, siendo por consenso casi unánime el siguiente veredicto: la cobardía. 

No atreverse a decir las cosas a la cara, o simplemente por mail, teléfono o Whatsapp; ¡tampoco pedimos demasiado!

Otros motivos menores: dejar las puertas abiertas quizás (por si se arrepienten después o la otra en cuestión no resulta del todo favorable), pena, misericordia, temor a una escena histérico – emocional, a las lágrimas, a los gritos de desesperación y abandono, ¡que se yo!

¡Alguien que eche un poco de luz a este oscuro asunto por favor! ¿Ustedes qué opinan ..?

 

Por Sun



diablaUna auténtica pena, que cuando el sabio señala la luna, haya tanta gente tan tonta, que sólo vean el dedo… 

El pecado tuvo su origen con Lucifer, el “Lucero, hijo de la mañana”, el más hermoso y poderoso de los ángeles. Que no contento con ser todo esto, él deseó ser semejante al Dios altísimo, y esa fue su caída y el inicio del pecado (Isaías 14:12-15). 

El cuerpo de una mujer no es propiedad de nadie, ni objeto de mercado, ni instrumento del diablo. Y que una mujer emocional, mental y físicamente sanas, disfrute de un apetito sexual sano, y se ocupe de su satisfacción sanamente, no sólo no es pecado, sino fuente de salud para sí misma y para cualquier hombre que pueda ver la luna, atendiendo sus señales, y encontrarla tan hermosa, como para desear… tocarla con sus manos. 

Pecadores son aquellos hombres ignorantes, que creyéndose Dioses, se atrevieron a juzgar algo tan hermoso como la entrega gratuita y amorosa del propio cuerpo de cada mujer, al placer de las caricias, como un acto sucio y pecaminoso, por el que es necesario pagar, bien con la lapidación y el infierno, en su sentido más estricto, ó en el figurado cuando llaman ramera a la mujer que vive y comparte el gozo de su sexualidad libre y responsablemente con las personas que despiertan su sano apetito de amar. 

Ramera no es la mujer que se acuesta con quien ella elige sólo por placer, sino aquella que cobra a cambio, de unas caricias, que todo ser humano, no sólo merece, sino que además tiene la necesidad y el derecho a recibir gratuitamente. Y si los hombres hubiesen podido ver, apreciar y agradecer en esa entrega de su cuerpo libre y generosa a las caricia y el placer de los hombres, sin esperar retribución económica, ni compromiso de ningún tipo, el amor que entraña, en lugar de ver sólo a una mujer fácil, e insultar y llamar fulana a la que se conduce exclusivamente por los sinceros dictados de su corazón y el sano apetito su cuerpo… Hoy día nadie tendría que pagar para obtener sexo, ni existiría la prostitución, y quién sabe si la violencia de género tampoco se hubiera instaurado así… 

Pero mucho me temo, que no sé cuánto tiempo más, cuántas vidas más, y cuánto más seguiremos pagando, el alto precio que estamos pagando, por tanta gente que protestan por el número creciente de dedos levantados que está viendo a su alrededor, y que sigue siendo tan tonta, ¡¡que no puedan ver la luna!!

Azucar Moreno…Quiero Pecar En Ti

 

Isa

Este post es un comentario y secuela de Sexo la Primera Noche

 

Por Juguetona



{11/03/2013}   Hijitos de Mami

suegra¿Me casé con un niño o con un hombre? Quien se enfrenta a este problema es porque su hombre está demasiado atado a su madre en una edad en la que se espera que los hijos sean totalmente independientes. Este lazo les permite a las madres ejercer una variedad enorme de control sobre sus vidas, casi siempre en detrimento de las relaciones románticas de los hijos. 

Si estás en esta situación, posiblemente sientas que no hay forma de ganarle a la madre, quien por otra parte, piensa que no hay mujer sobre la tierra digna de su hijito. 

Según el autor Steve Harvey, los hijitos de mamá son tales porque nosotras se lo permitimos. Si un hombre es capaz de levantarse de una cama calentita con una hermosa mujer desnuda, se pone la ropa, coge el coche y se va a casa de su madre a hornear pasteles para la venta de caridad, dejando a su mujer y a sus hijos solos es porque su madre estableció requerimientos y límites que este hombre obedece y su esposa no. 

Ya lo explicamos en otra ocasión: si la mujer establece requerimientos y reglas para hacer funcionar la relación, un hombre auténtico los realizará con gusto mientras sepa cuales son y mientras sepa que están ahí para que la mujer que ama sea feliz. 

Si no tiene normas o límites, obedecerá las de su madre porque al fin y al cabo fue la primera mujer que le dijo qué era aceptable y qué no. Y no es que su madre lo lleve con las riendas cortas, es que tú no quisiste tomar las riendas. 

No hay que tener miedo de perder a un hombre si se le incita a distanciarse de su madre, ya que si es un hombre de verdad, sabrá cómo poner límites a su madre y negociará para que todos estén contentos. 

Además, hay que asumir que no hay forma de ganarle a una madre. Y es mejor estar en una relación con un hombre que quiere a su madre que con alguien que no la tolera. Es más, si él no soporta a su madre, será difícil que se comprometa en una relación estable y amorosa pues no tiene clara la cuestión hombre/mujer. En cambio, si trata con respeto a su madre, también te tratará bien a ti. 

Para solventar esta situación, lo mejor es hablar con tu hombre y decirle que no pretendes de ninguna manera meterte entre su madre y él y menos aún ponerte a competir con ella, pero que tú estás primero y que su madre tiene que respetar la obligación que él tiene como protector y proveedor de la mujer a la que ha elegido amar y con la que ha decidido construir una nueva familia: la propia. 

Es un resumen del Capítulo XI de  “Actúa como una dama, pero piensa como un hombre” del autor Steve Harvey.

 

Por Arquetipa



{01/03/2013}   Sola sí, Desesperada no

payasosCuando llegué a esta ciudad soleada, a veces gris y plomiza, me prometieron que encontraría al gran amor de mi vida.

En un bar de noche, en un café, en una fiesta, en un grupo de amigos, en una cena, en un concierto,    en un curso de cocina, en un taller de cerámica, en un meet up, en una esquina, en el ascensor, en la puerta de enfrente…

Pero solo encontré Payasos. Payasos de mil colores y formas. Payasos tristes, otros deprimidos, o vulgares, traumados, enfermos, miedosos, pelotudos. Merluzos con ojos grises.

Pronto aprendí a reírme de ellos; ¿para eso están no?, en vez de a sufrir por ellos. Y de pronto todo se aclaró.

Los Payasos no pueden ser tomados en serio, y cuando llega Alguien sin disfraz chillón ni nariz roja se nota.

A ese Alguien dedico entonces mi atención. Existe, será.

 

Por Virginia Woolf



Análisis del Capítulo 7: “Actúa como una dama pero piensa como un hombre” de Steve Harvey. 

¿Por qué los hombres son infieles?

hombres infielesPorque PUEDEN. Porque pueden tener sexo con otra mujer sin que eso signifique nada para ELLOS. Un hombre puede querer a su mujer, a sus hijos, su hogar y la vida que han construido, incluso seguir teniendo una conexión física increíble con ella y además, buscar sexo con otra mujer sin pensárselo dos veces porque entiende el acto sexual de otra manera que las mujeres. A lo mejor fue algo que lo hizo sentir bien físicamente, pero emocionalmente su corazón –el que profesa, provee y protege, eso es exclusivamente para su mujer. 

Ya vimos que el hombre recarga pilas con el sexo. Lo necesita para “enfrentarse al mundo todas las mañanas”. Es lo que le hace sentirse bien y tener fuerzas para el resto de tareas. Si por algún motivo, la mujer pasa tiempo fuera de la casa, para él no supondrá ningún problema buscarlo en otra parte, o sucumbir ante una tentación. 

Además creen que pueden salirse con la suya. La mayoría de los hombres no creen que serán descubiertos o lo negaran una y mil veces si los pillan con las manos en la masa por muy obvio que parezca (“cariño, no es lo que parece”). 

El hombre que aún no es maduro, es decir, que no tiene claro lo que quiere y aún no se ha posicionado en la vida, está claro que será infiel porque aún no se ha comprometido de corazón. Pero incluso el hombre maduro y establecido, que ama a su esposa e hijos, que provee y protege, si su familia no ocupa el primer lugar en la lista de prioridades, tiene bastantes posibilidades de considerar “echar una cana al aire” de vez en cuando. 

Existen otros dos motivos que pueden facilitar la infidelidad:

  1. Lo que pasa en casa ya no “pasa” como antes.
  2. Siempre hay una mujer dispuesta a engañarte con él.

 ¿Qué se puede hacer al respecto? Si una de las reglas que establecimos fue no tolerar la infidelidad bajo ningún concepto, entonces, habrá que separarse. Generalmente ante esta actitud, y si el hombre te quiere de verdad, hará lo imposible e indecible para volver a conquistarte, se habrá dado cuenta de lo valioso que era lo que perdió y probablemente se convertirá en un hombre mejor. Si dejarlo no es una opción, habrá que establecer nuevas exigencias y estándares más altos para que el hombre vuelva a reconquistar tu confianza. No será fácil perdonarlo y las sospechas seguirán ahí, pero será él quien hará lo imposible para volver a estar como antes.   

La pregunta siguiente sería: si verdaderamente para ellos no es tan importante, y se lo permiten bajo ciertas circunstancias… ¿por qué son incapaces de aceptarlo en nosotras? Porque saben que para nosotras, el sexo es lo que da sentido a la pareja o a la unidad familiar. Porque para nosotras no es una traición física, es una traición de los valores que compartimos con ellos. Y es lo que ellos no pueden soportar. 

En la próxima entrega, LAS REGLAS DEL JUEGO. Qué reglas tenemos que establecer para que un hombre respete a una mujer y quiera estar con ella por encima de todo!

Por Arquetipa



{16/01/2013}   El Hombre Casado Cornudo

cornudoyo me pregunto, porque los hombres, cuando la mujer los engaña, se ponen tristes, melancólicos, OBVIO que se acuestan con todas las que se les cruza, se abren una cuenta en un chat de citas (despechados, hasta publican su foto actual! ) y cuando salen con vos, te hablan de la ex, que es una mala mujer, que les hizo esto y aquello, PERO que es la madre de los hijos, a nosotras, solteras de 40, nos dan ternura, pero es evidente que les carcome la cabeza la infidelidad de la mujer y terminan volviendo con la perra, y una se pregunta: para que le di consejos, lo escuche, me ilusione, si al final, todos son iguales, los tratas como reyes, no lo reconocen y se hartan, se van con otra que los humilla, los destrata…en fin, mi pregunta es: el hombre cornudo, alguna vez, una excepción, se olvido de la ex y encaro con otra???

 

Por Anónima



Estoy en la sala de espera de un aeropuerto, VIP todo sea dicho; y me he quedado bastante ofuscada por no decir rabiosa de una película que pusieron en el avión, algo así como This Means War (o Esto es la Guerra) con la “irreal” Reese Witherspoon como protagonista.

Un rubia con el brushing perfecto, ni un gramo de más, modelitos exclusivos y sexies, conduciendo descapotable, ¿es necesario que siga??

Resulta que la pobrecita no sale con nadie en mucho tiempo (hablamos de un mes, unas semanas quizás?) y de pronto conoce 2 galanes insultantemente guapos y de dientes blancos (han observado que en estas películas todos tienen los dientes muy blancos, hasta los perros??).

Los 2 chicos son agentes de La Cia, y son sus mejores amigos respectivamente… Pero a partir de aquí los 2 empiezan una batalla sin tregua por conquistar el amor de ella, espionaje mutuo incluido; y con devaneos que van desde hacer acrobacias en las alturas, entrar a campos de tiro en no se que juego, adoptar perros, etc, etc.

La pregunta es; ¿por qué a las mujeres normales no nos ocurre esto?

Aunque debo reconocer que la peli tiene sus puntos divertidos, y que también es muy típico el tema de la competitividad entre los machos alfa…

Ya se, soy una amargada resentida, pero chicas; ¡creo que este tipo de fantasías no nos ayudan nada!

 

Por Raffaella Carrà



{09/10/2012}   Oda al Infiel

El Sin Sentido gobierna el mundo, tengo la necesidad de expresarlo.
Mis versos son impacientes como yo; porque en un día como hoy, rotundo, los labios azules del cielo gritan palabrotas desde que me levanto.

Porque un día como ayer, vulgares horas, unas tetas tiraron más que carretas y me fuiste infiel, muy infiel, desleal.
Engañoso, esquifozo, borracho. ¡Que más me da si ya no me importas!

El que fuiste, ahora ya no eres, y para mí nunca más serás el que eras.

Por Virginia Woolf



Es media tarde y necesito inspirarme para escribir en el Blog. El lugar y el momento parecen  ideales para este tipo de análisis. La cafetería donde estoy ahora mismo, en una calle céntrica de una ciudad española, está llenísima de mujeres, de todas las edades y circunstancias. En una mesa, a mi lado, una con un aire muy, muy moderno aporrea su móvil enérgicamente. Cuatro chicas con carpetas y libros ríen y hablan a gritos. En otra mesa, unas abuelas, muy enjoyadas, toman café con leche y pastas. En un rincón oscuro del local, una madre da el pecho a un bebé mientras su otra hija se pone perdida de helado de chocolate. Busco con la mirada. Hay mujeres, sí, pero una a una las voy descartando.  ¿¿Es que precisamente hoy no habrá ninguna de las que busco??

Cuando vi el blog me pregunté: ¿qué significa estar soltera a los 40? ¿Quién está interesado en leer sobre este tema? El título era impactante.  Soltera a los 40.

Un día, pregunté a mi amiga María sobre Carlos, su ex.

Carlos? Fíjate qué mal, al final está soltero. ¡Y ya es un cuarentón!”. 

De repente, una bombilla en mi cerebro se iluminó. Podéis imaginar que la palabreja ya casi sale por sí sola de la boca : Sol-tero+ cua-ren-tón= SOL-TER-ÓN. Toda una catástrofe para el pobre Carlos.

La misma ecuación demoledora funcionaba en femenino con peores consecuencias para María: Con toda su inteligencia y estilo, soltera y cuarentona, a la pobre no le quedaba ya otra cosa en la vida que ser una tremenda SOL-TER-ONA. 

Por lo tanto, dejémonos ya de  eufemismos. Esto no es nada más que lo que es: un blog de SOLTERONAS.

Si tuvieran menos de 40 años, podríamos todavía llamarlas singles o chicas solteras y sería guay. Sin embargo, el 4 actúa de catalizador para transformarlas en  un espécimen diferente y raro. La palabra se asemeja más a un insulto con connotaciones patéticas. ¿Quién acuñó ese término?, ¿qué hay de terrible en ello y qué es pura leyenda urbana? Y ¿que tienen esos seres de especial? ¿Qué las diferencia de las demás especies? ¿Cuál es su esencia?¿De qué pié cojean?

Este tema interesa porque afecta a un elevado porcentaje de la población femenina, que sin comerlo ni beberlo se ha visto etiquetada con esta palabra. La idea es hacer un coleccionable de varios capítulos para averiguar LA VERDAD SOBRE LAS SOLTERONAS. De entrada, empezaremos por el principio y enunciaremos dos hechos básicos. Las solteronas se definen por dos cosas: 1) Tener más de cuarenta años y 2) Estar solteras.  Dos verdades como dos templos..

Por la parte de la edad, casadas y solteras deberían ser idénticas. Sin embargo, a nivel científico, se constató que las mujeres casadas en sus cuarenta aparentaban aproximadamente 8 años más que sus compañeras solteras. Sí, sí, ¡8 años! Popularmente se decía que era porque las solteras tenían más tiempo y se cuidaban más. Sin embargo, ahora se sabe, por estudios recientes y tremendamente reveladores, que todo se debe a que las hormonas predominantes son distintas en unas mujeres que en otras. En un caso, las hormonas las ayudan a favorecerlas y motivarlas, mientras que en el otro, si no se vigila, dichas hormonas pueden llegar a tener efectos devastadores.

Han descubierto en mujeres solteras una producción mucho mayor de la conocida hormona GRR o hormona de la pasión, que actúa a todos los niveles celulares con el objetivo de atraer al macho. En pocas palabras, como efecto colateral de la GRR tendríamos esa mayor tersura de la piel y rasgos más atrayentes en mujeres cuarentonas sin pareja.  Esas ganas de salir, ponerse guapas, ir al gimnasio, etcétera. Magnífica GRR.

En el caso de las mujeres casadas, al tener al macho  ya “cautivo”, el cuerpo dejó hace tiempo  de fabricar esa maravilla de hormonas GRR. Por si fuera poco, en hembras casadas, además, es bastante frecuente la  activación de la terrible hormona llamada ABRR, llamada así por ser la hormona del A-BURRI-miento que puede llegar a A-BORRECI-miento, que se produce en estas mujeres al aburrirse como ostras en su matrimonio  ( y después de aguantar pedos, eructos, bajar la tapa del WC y lavar calzoncillos sucios) llegando a aborrecer totalmente a su cónyuge, y dejando como secuela un cambio palpable en el carácter, así como  en los rasgos físicos que pueden verse seriamente afectados. La misión biológica final es sabia: ahuyentar al macho ya no deseado y por supuesto evitar a toda costa la procreación. Con ese fin, el cuerpo pone en marcha todas las estrategias posibles. Son típicos de este síndrome: ojos caídos y sin vida, mueca de disgusto y ceño fruncido.  Así, ya vemos lo que desata cada una de estas dos hormonas en el organismo y sus efectos de índole físico y psicológico, tan diferentes en uno u otro caso.

Pero en la encrespada cordillera de las solteronas, no todo monte es orégano. En otro capítulo seguiremos con el estudio científico de las hormonas en las solteronas y el peligro acechante de la hormona SOUL que da lugar a un carácter sombrío, melancolía y desolación, aniquilando a la GRR (Soltera Guerrera) y transformando hasta a la más dicharachera en una pesadísima SOUL-TERONA.

 

 

Dra. Dolores Machado



et cetera
A %d blogueros les gusta esto: